Publicidad | Vea su anuncio aquí

Guardia Costera detuvo búsqueda de niños en el Río Delaware.

No encontraron nada

PHILADELPHIA, Georgia- Luego de ocho horas y media de intensa investigación, guardias costeros y autoridades de Philadelphia decidieron suspender la búsqueda de un recién nacido, y sus dos hermanos, quienes presuntamente habían sido arrojados por su madre al Río Delaware.

Fueron más de ocho horas las que elementos de la guarida costera, bomberos y policías locales buscaron en aguas del Río Delaware a tres menores luego de que su madre asegurara, a través de una llamada telefónica, el haberlos tirado al caudal por falta de dinero para alimentarlos, reportó Philly.com

Al respecto el suboficial Crystalynn Kneen mencionó: "Suspendimos la búsqueda ya que no se confirmó que algún niño había sido arrojado al agua (…) La búsqueda se realizó a lo largo de 10 millas cuadradas por cerca de ocho horas y media".

En esta investigación colaboraron embarcaciones y helicópteros de la Guardia Costera, quienes desde las 4 a.m. comenzaron a buscar a las presuntas víctimas.

A pesar de que autoridades decidieron terminar con la indagatoria, autoridades determinaron que continuarán la búsqueda de Michelle "Shally" Pérez, quien se identificó como madre de los niños en la llamada que realizó al hospital St. Joseph de Philadelphia.

Peggy Boemmel, director financiero del hospital, dijo que la mujer llamó varias veces al nosocomio y colgó en repetidas ocasiones.

Según Pérez, la falta de dinero habría sido el detonante para que decidiera lanzar a los tres pequeños, un recién nacido, uno de dos y otro de cuatro años, a aguas del Río Delaware.

Autoridades pidieron que cualquier persona que sepa el paradero de la mujer se ponga en contacto con el investigador Peter Longo de la Oficina del Fiscal del Condado de Camden al 856-225-8400, o con la Guardia Costera al 215-271-4940.

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí